25.4.12

A mi manera

Caminas,ríes,sueñas
te inquietas,miras,hablas
cuando de pronto algo del mundo
se te presenta nuevo y único.
Te estalla en las pupilas
y te invade.
Después probablemente duerma,
pero está ahí, como una larva.
Un día te levantas o te acuestas
o paseas
o una esquirla de sol
hiere tus ojos,
da igual...pero algo se despierta
revoloteando en tu cabeza
o en tus tripas
y no te deja en paz.
Una insidiosa mariposa esfinge
dándose contra un muro
una y otra vez...
Tal vez se duerma nuevamente
o pugne por salir.
Y si eso pasa...
Si eso pasa sientes que irrumpe
buscando el mundo.
Que brota súbito lanzado hacia la luz
Ahora es flor,o pus,o miel,
sonrisa , grito
que rasga el aire
o se derrama suave
como sangre en la alfombra...
Que ya no es tuya.
Si lees el poema
pasado un tiempo
descubres a un extraño
o lo contemplas
como aquel astronauta
flotando en el espacio
contemplaba a la tierra:
con lejanos incendios
mansas lluvias
azul y sola
ajena
y sin embargo
propia.

16.4.12

No a la monarquía

¿Qué se siente,Borbón, al apuntar y disparar contra un animal lleno de vida hasta que topó contigo y con una panda de degenerados que medran con la muerte? Supongo, aunque me cuesta mucho ponerme en tu lugar, que te debes sentir más valiente,macho,rey, al abatir a un elefante,al oso repleto de alcohol,a un guepardo. No te gustaría saber lo que yo siento ante tí,porque te puedo asegurar que nada se aleja más del respeto o de la admiración.Hay que estar muy jodido para experimentar placer al cazar un elefante.Ya no entro en los dineros que supuestamente hemos desembolsado para pagarte tu "sibaritismo", porque es tan obvio el despropósito que no cabe añadir nada a lo que se ha dicho hasta la saciedad. Tampoco doy rienda suelta a los pensamientos que me asaltaron cuando conocí tus "hazañas" porque dejarte en pelotas frente a una manada enloquecida era el mas suave de los mismos y he tenido que poner un poco de raciocinio al mandato de mis vísceras. Eres el símbolo de un mundo caduco y este último acto solo confirma mi convicción.No te elegí,ni se me consultó sobre tu reinado,si por mí fuera no ocuparías trono alguno a no ser que te compraras uno y lo usaras en tu casa. Buscaos un sponsor que sostenga vuestro tren de vida y ahorradnos vuestro nefasto espectáculo.

7.4.12

Vagabundeando

Me expando
bajo la loca espuma
de una antigua glicina
nacida en un jardín
de esos de antaño
donde enloquecen las abejas
y mi nariz,
entre el perfume azul
que alguien en estado de gracia
le concedió a esta flor
para adornarla.
Se esponjan los gorriones
entre las ramas,
bajo las ramas,
y yo no puedo creer
tanta belleza.
Me esponjo como ellos
y soy leve...
El viento me levanta
hasta un muro de piedra.
Sólo una línea recta,
contra el azul purísimo.
Y en esta tarde
-abril no es cruel-
arde mi vagabundo corazón
en amapolas.
Y tiende, como el ágave
a la luz
que lo alimenta.

Protected by Copyscape Duplicate Content Software© 2004-2010